HIPNOSIS y REGRESIÓN 
Método del Instituto Pleoma de Colonia, Alemania 
 
 
La hipnosis es un estado temporal de concentración más aguda. Se trata de un estado de conciencia totalmente natural. Constantemente pasamos en nuestra vida de un estado de concentración a otro. Por ello, la hipnosis nos resulta totalmente familiar por nuestras vivencias cotidianas.
 
En la terapia de hipnosis el terapeuta guía al paciente a través de la relajación profunda, visualizaciones y/o sugestiones, hacia el estado de concentración o “trance hipnótico”. Salvo excepciones la gran mayoría de personas son capaces de llegar a este estado.
 
A través de este proceso se puede llegar a los niveles más profundos del subconsciente y acceder a la raíz profunda y al origen de los problemas o enfermedades. 
Gracias a su eficacia es una excelente herramienta para mejorar la salud. 

A través de un método progresivo y gradual el terapeuta va guiando al paciente durante la terapia utilizando las diferentes técnicas de la hipnosis natural. Dependiendo del problema del paciente se utilizan:
 
Sesiones de Imaginería guiada simbólica
 
La mayoría de los problemas en la vida se deben a modelos que tenemos interiorizados en el cerebro, es decir, el mundo que percibimos es nuestro modelo personal y exclusivo en el que habitamos como si fuera real. Se trata de llegar a encontrar los modelos erróneos o negativos que nos pueden estar influenciando y provocando bloqueos que nos impiden avanzar o evolucionar en la vida. 

 
Hipnosis sugestiva
 
Los comportamientos insanos y repetitivos los controla el subconsciente en lugar de la mente conciente. Para superar adicciones o modificar un hábito de forma permanente debemos motivar o sugestionar al subconsciente para liberarlo. La hipnosis puede ayudar a controlar los comportamientos destructivos que se han convertido en hábitos como el tabaquismo, la bulimia, el alcoholismo, insomnio, depresión, stress, etc
 
Hipnosis regresiva - Hipnosis regresiva a vidas pasadas
 
La terapia de regresión permite al paciente reevaluar las situaciones del pasado y obtener una perspectiva distinta de ellas. Permite identificar  y solucionar los acontecimientos traumáticos de etapas tempranas de la vida, del nacimiento, de la infancia. Se trata de acceder a las situaciones pasadas que han dejado una impronta negativa o trauma en la persona y que son la raíz y el origen de los problemas actuales. A través del “hipnoanálisis” se detectan los programas o patrones negativos que están activos en la persona para neutralizarlos y liberar a la persona del problema. Se rompe el lazo emocional  o esquema que esta atado a esa situación antigua.
Algunas veces la raíz del problema se encuentra en alguna vida pasada. Nuestro cuerpo causal registra la historia de todas nuestras vidas, esta memoria interna es necesaria para nuestra evolución. En algunos casos es necesario acudir a la terapia regresiva a vidas pasadas para solucionar definitivamente y de raíz la causa original del problema que se ha activado por alguna circustancia en nuestra vida actual.
 
Aconsejado en: miedos, fobias, stress, ansiedad, depresión, problemas sexuales, problemas de autoestima, etc. 

La hipnosis resulta una herramienta de gran ayuda en enfermedades físicas partiendo de la base de que muchas enfermedades tienen una raíz psicológica profunda. 
Al ser la relajación una parte de la técnica de hipnosis aporta beneficios generales a la salud -equilibrando, armonizando el cuerpo y las disfunciones orgánicas-, en general, también resulta excelente como terapia para el dolor.
 

¿Por qué la hipnosis?


 
- Porque es una terapia totalmente natural. 

- Una de las grandes ventajas es que la hipnosis como tratamiento no tiene efectos secundarios.
- En el estado hipnótico sientes una gran relajación mental manteniendo tu voluntad y tu consciencia de forma total.

- La hipnosis te ayuda a vencer los obstáculos y a potenciar tus recursos y capacidades propias. 

- Es una técnica de desarrollo personal.
- En pocas sesiones observamos cambios positivos.